Todo lo que un menor "fuma" cuando vive con alguien que realmente lo hace.

Fumar es tan normal hoy en día que incluso hacerlo y los males que causa son parte de la cultura general.
Para algunos, fumar es un símbolo de importancia, pero no se toma mucho en cuenta cuál es el daño que ocasiona a los fumadores pasivos o a quienes no lo hacen, por ejemplo a los bebes.
La Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica realizó un estudio sobre el daño a la salud que podría sufrir un bebe por vivir en casa de alguien que fuma.
La investigación descubrió que; los pequeños menores de año y medio de edad pasan del 60 % al 80 % de su tiempo en casa, y si viven con un fumador, sus organismos absorben una gran cantidad de nicotina que varía entre el, ¡equivalente a fumar 60 a 140 cigarros al día!.
El estudio analizó a 150 pequeños menores a 18 meses en diferentes hogares, de los cuales el 43 % eran de hogares que se encontraban expuestos frecuentemente al tabaco, o bien, hogares de padres que tenían el hábito de fumar.
Compararon y estudiaron sus historias clínicas para encontrar diferencias.
El estudio concluyó que: la menor masa corporal de los pequeños daña mas la salud solamente en hogares de fumadores. Esto ocurre debido a que sus cuerpos aún no pueden eliminar de manera normal la nicotina en el ambiente.
Y como sus cuerpos no tiene todavía la capacidad para hacerlo, esto ocasiona que padezcan enfermedades constantes en las vías respiratorias. 
Las enfermedades más recurrentes que presentan los niños en hogares con fumadores son neumonía, bronquitis, y hasta laringitis.
Gracias por visitar este Blog.
Comparte este artículo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario