Un adolescente de 13 años ha construido su propia casa.

La mayoría de los niños tienen cosas más importantes que hacer que construir una casa.
Luke Thil es un niño de 13 años que vive en el estado de Iowa en Estados Unidos.Es un chico que no es como los demás.
Este talentoso adolescente ha construido su propia casa en el patio de sus padres, y le ha costado alrededor de 1500 dólares, pero ahora ha conseguido su sueño con su mini casa.
Luke, el adolescente de 13 años de "la vieja escuela", (así lo expresa el), explica en su canal de YouTube que su proyecto surgió por la tristeza y el aburrimiento que sentía en vacaciones.Hizo un poco de investigación y pronto tuvo claro cómo iba a encaminar su idea.
Le llevó un año poder recaudar el dinero, los materiales, que necesitaba para construir la casa.Luke corto césped, recaudó dinero por internet y trabajo como repartidor para los vecinos de la zona.Un electricista amigo de Luke le ayudó a instalar la electricidad y a cambio el chico limpiaría su garage.
El 75% de los materiales utilizadas habían sido anteriormente usados, muchos eran sobrantes de la casa de su abuela.La puerta de entrada por ejemplo, era de un amigo de su tío.
La casa que mide 9 metros cuadrados tiene electricidad, pero no tiene agua corriente."Me gusta el minimalismo", cuenta luke y también "quería una casa sin préstamos bancarios, está la veo yo como mi primera casa".
Luke ha grabado varios videos en los que habla de su proyecto porque hay muchas personas que han sentido curiosidad por él. 

Por supuesto que Luke ha obtenido ayuda de sus padres, ambos son economistas y ellos mismos construyeron también su propia casa.Su padre quería dejar claro que el chico consiguió la mayor parte del dinero el sólo y también construyó la mayor parte de la casa."Fue una oportunidad para él para hacer algo diferente a jugar videojuegos o deportes, una pequeña lección de como puede ser la vida", cuenta su padre.
La casa es un sueño seguro para muchos adolescentes, un lugar para desconectar y relajarse, tiene un microondas televisor y un colchón inflable cómo cama.
En el terreno que está construida la casa hay flores y todo para una buena vista. 
Luke suele hacer sus deberes después de la escuela y algunas noches duerme también en su pequeña casa. 
En el futuro sueña con construir una casa más grande en la que pueda vivir mientras estudia en la universidad.
Luke estaría encantado ahora si su proyecto inspirara a otras personas a trabajar para lograr sus sueños.
"Quiero mostrar que a mi edad es posible construir una casa por uno mismo", dijo el talentoso niño.
Se puede ver lo orgulloso que esta Luke de su proyecto. 
Luke es un buen ejemplo de lo que puede conseguir un niño con un objetivo claro con apoyo en casa y unas grandes ganas de trabajar. 
Espero que te haya gustado este artículo, no olvides compartir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario